fbpx
Brocheta de jamón ibérico con fresas y melón

Brocheta de jamón ibérico con fresas y melón

Brocheta de jamón ibérico con fresas y melón

El agua en verano es fundamental para combatir las altas temperaturas. Además de un buen baño para refrescar el cuerpo, durante el periodo estival también se recomienda realizar comidas con un alto contenido en líquidos. En este apartado destacan, sobre todo, las verduras y las frutas, dos grandes aliadas para que tu verano sea más llevadero.

En esta ocasión os ofrecemos un delicioso postre: brochetas de jamón ibérico con fresas y melón. Una receta ideal tanto para aperitivos como para después de una buena comida. En Tu Jamón Directo podréis encontrar el mejor jamón ibérico con Denominación de Origen Guijuelo, un producto ideal para esta receta.

Tanto el melón como la fresa son dos frutas que se caracterizan por su elevado contenido en agua. La fruta con mayor cantidad de líquido es la fresa, con un 91,3 por ciento de agua. Por otro lado, se encuentra el melón, con un 90 por ciento. Todo ello, unido al delicioso sabor del jamón ibérico da como resultado este fantástico postre ideal para el verano.

Ingredientes para la brocheta de jamón ibérico

Para elaborar esta receta necesitaréis 200 gramos de jamón ibérico en lonchas, medio kilo de melón y ocho fresas. En caso de que lo deseéis, también podréis echarle canela, aunque no es recomendable pasarse con la cantidad puesto que podría quedar empalagoso.

Elaboración de la receta

Brocheta de jamón ibérico con fresas y melón

En primer lugar, deberéis limpiar el melón de semillas y la corteza. Una vez hecho esto tendréis que crear las bolas de melón. Para ello necesitaréis un sacabolas, un utensilio que se utiliza principalmente para crear bolas de helado.

Después tendréis que lavar las ocho fresas y cortarlas por la mitad. Hecho esto ya tendréis todos los ingredientes listos para crear la brocheta de jamón ibérico con fresa y melón.

Para hacer las brochetas únicamente tendréis que intercalar, de la manera que más os guste, las fresas, el jamón y el melón en una brocheta de madera. Una vez completado este paso ya tendréis vuestro delicioso postre. En caso de que le queráis dar un toque todavía más dulce, podrás verter un poco de canela sobre la brocheta.

A la hora de consumir el postre se recomienda guardar las brochetas en el frigorífico hasta el momento de servirlas. ¡El resultado os encantará!